Librería de San Ginés: bonita, antigua, cercana y con grandes tesoros. ¡¡ Que más podemos pedir!!

A todo aquel amante de la lectura que viaje a Madrid le recomiendo este rinconcito porque es... ¡precioso!

¡Pasen y lean, mis queridos buscadores de historias!